Ed 134. Diciembre 2017 / Cítricos

La diferenciación reside en la singularidad del suelo. VIVEROS SANCHO

Hay zonas especializadas en producción de plantas de cítricos como es la localidad de Alcanar, donde se encuentra Viveros Sancho Hnos, con una larga trayectoria familiar en ofrecer plantas de óptima calidad.

Autor: Alicia Lozano

Viveros Sancho

Entre el norte de Castellón y el sur de Tarragona se encuentra la mayor zona de producción y suministro de plantones certificados de cítricos de toda la Península. Y no es casualidad, porque se unen tres factores que lo permiten: el clima y las condiciones de suelo, sumado a la gran experiencia acumulada y trasmitida durante las diferentes generaciones de padres a hijos, una combinación que ha permitido que los plantones reúnan unas características óptimas, favoreciendo que el posterior trasplante tenga una total garantía de éxito.

El secreto de un buen vivero es saber anticiparse a las tendencias del mercado

Empresas como Viveros Sancho Hnos son ejemplo de este buen hacer con una trayectoria de más de 60 años. Para uno de los responsables de la segunda generación, Víctor Sancho, el valor añadido principal de sus viveros reside en las características particulares del suelo: “Nuestra tierra es fértil y de poca profundidad ya que la roca está muy próxima a la primera capa, lo que no favorece la producción de cultivos pero sí la de plantas de vivero ya que da lugar a un desarrollo radicular superficial en contraposición a una raíz más profunda, dotándole a la planta de mayor fuerza, resistencia y vigor, esto es la base de nuestra diferenciación, en definitiva, la calidad de la planta”.

Más sobre Viveros Sancho
Localizado en el municipio de Alcanar, zona histórica en la producción de plantones, Viveros Sancho se dedica al cultivo de árboles  frutales, cítricos y olivos, y trabaja siempre a merced de la demanda del mercado. “Hace cuatro años la tendencia era el kaki y ahora es el almendro y la naranja tardía, que está obteniendo muy buenos precios, así como el limón”, explica Víctor Sancho. El secreto de un buen vivero es saber anticiparse a la demanda.

A lo largo de una superficie de unas 50 hectáreas, la firma ofrece un volumen de 950.000 plantones, desde árboles pequeños hasta en macetas, de diferentes tamaños, a raíz desnuda, en contenedores… que destinan principalmente al mercado nacional, aunque realizan envíos a otros países como Portugal, Italia, Francia… siempre siguiendo su objetivo de responder en todo momento a las necesidades de cada cliente.

Deja un comentario