Ed. Fruit Logistica 2018 / Personalidades

“Necesitábamos más recursos y una mejor organización”. PLANASA

Alexandre Pierron-Darbonne, presidente de Planasa, nos concede esta entrevista en exclusiva y nos habla abiertamente de los motivos que le han llevado a incorporar a su entidad una firma de capital de riesgo: el crecimiento empresarial está detrás de todo.

Autor: Marga López

Planasa

Desarrollar la internacionalización es uno de los objetivos de Planasa, motivo principal por el que han incluido a un nuevo socio en el accionariado de la entidad. ¿Dónde está ahora la empresa y a dónde quiere llegar?
Cuando llegas a un cierto nivel de desarrollo, te das cuenta de que, si quieres seguir avanzando y aprovechar las oportunidades de crecer que nos brinda ahora el sector hortofrutícola, es necesario disponer de mayor capital. Ese ha sido uno de los motivos principales para la entrada de Cinven como socio mayoritario de Planasa, con tres puestos sobre cinco en el Consejo de Administración. Pero también porque necesitamos profesionalizar la empresa desde el punto de vista organizativo. Habíamos crecido mucho en los últimos años, con una plantilla superior a los 2.000 trabajadores, pero no estábamos aplicando buenas prácticas de dirección, por lo que ya se hacía muy complicada su gestión. Cinven es una entidad especializada en la profesionalización de las estructuras de negocio y en desarrollar nuevos mercados, por lo que realmente considero que es el mejor compañero de viaje que podíamos tener.

Concretamente, ¿en qué posición se encuentra Planasa dentro del sector hortofrutícola?
Somos obtentores y productores de plantas de berries, especialmente de fresas y frambuesas, con una excelente presencia en la Cuenca Mediterránea, California y México. Desde hace algunos años venimos trabajando para mejorar nuestro posicionamiento en el norte de Europa a través de la adquisición de algunas empresas, al igual que en América. Exactamente no sabría decir qué posición ocuparíamos en un hipotético ranking, pero estoy seguro que de las primeras, con una facturación en 2017 de más de 130 millones de euros, que esperamos elevar hasta los 150 millones en 2018.

Comienza por tanto una nueva etapa para Planasa. ¿Qué hoja de ruta se han marcado?
Asia al igual que México son actualmente los mercados con mayor potencial de crecimiento
y es ahí donde queremos centrarnos. En el país azteca ya contamos con una buena presencia en cuanto a berries y queremos afianzarla con nuevos materiales. En lo que respecta a Europa, es quizás el área donde menos definida tenemos la estrategia, pues es un mercado muy complicado, con muchas especificaciones según cada país. Aquí queremos consolidar nuestra posición y ganar cuota en los países del norte del continente.

Nos dimos cuenta que, si queríamos seguir avanzando, necesitábamos mayor capital y una mejor organización interna

Debemos reconocer que Planasa ha perdido peso en Huelva como obtentor de fresa, al tiempo que lo ha ganado en frambuesa, donde hoy son líderes con Adelita. ¿Van a presentar nuevos materiales en estos dos segmentos?
La investigación y el desarrollo varietal están en nuestro ADN, por lo que, de forma constante, estamos probando y presentando nuevas soluciones para toda la cadena de valor. Porque de eso se trata. En Planasa entendemos que no solo basta con lanzar una nueva variedad, sino que también es necesario acompañarla de un nuevo itinerario agronómico que lleve al éxito a esa planta. Ese ha sido el verdadero éxito de Adelita. En fresa, por ejemplo, estamos en pleno lanzamiento de una nueva variedad, Savana, que por el momento está presentando muy buenos resultados en Huelva, compitiendo directamente con Fortuna pero ofreciendo una mayor calidad de fruta. Yo creo que el liderazgo que obtuvimos en su día con Sabrina y Candonga nos hizo ralentizar la investigación hacia nuevas variedades. En frambuesa, además de Adelita y Lupita, contamos con dos nuevos materiales que complementan a estas dos, para la producción en primavera y otoño, principalmente pensadas para el norte de Europa.

¿Y en el resto de berries?
Considero que, en moras y arándanos, la situación del mercado es muy diferente, también en frambuesa. Es decir, creo que están en una primera fase de desarrollo. Si bien en fresas el objetivo debe ser mejorar la experiencia del consumidor, en el resto de las berries el sector debe trabajar para poder asegurar que la fruta está en los lineales durante todo el año, ofreciendo mayor vida comercial. Así, poco a poco, se irá incrementando su consumo y se podrá pasar a la fase en la que se encuentra la fresa.

Planasa es más que berries: comercializa semillas de espárragos, ajo, endibias. ¿Qué desarrollo tendrán estas áreas de negocio?
Queremos aprovechar la experiencia que hemos adquirido en la internacionalización en berries y trasladarla a estos otros productos, en los mercados que antes hemos mencionado: Europa, México, California, China… En donde vemos también un gran potencial es en los tropicales, especialmente en aguacate. Desde hace más de un año estamos trabajando no solo en el desarrollo de nuevas variedades, sino, al igual que en berries, en elaborar toda una nueva metodología agronómica que acompañe a esos nuevos materiales. Creo que se trata de un sector muy poco investigado, con una gran capacidad de desarrollo una vez supere la fase de disponibilidad de producto los 12 meses del año.

Deja un comentario