Escribe para buscar

“No se trata sólo de ofrecer fruta de calidad, sino un servicio integral”. CUNA DE PLATERO

Cuna de Platero se encuentra en un momento de afianzamiento de su proceso de transformación digital, para su óptimo funcionamiento interno y de cara al cliente.

Comparte

La imagen de un agricultor primitivo con una hoz en el campo ya está démodé, hoy por hoy puede ver en su móvil, a través de una App, la información de sus parcelas, con datos como la productividad, el coste de siembra y recolección, etc. También puede controlar el riego a través de esta App. Es la agricultura 4.0.

Este proceso, conocido como transformación digital, tiene su punto neurálgico en las centrales con el objetivo de poder monitorizar toda la información de forma centralizada, minimizando errores y sobre todo optimizando las tareas. Representa uno de los grandes proyectos que el sector de berries onubense está realizando en los últimos años, como lo ha llevado a cabo una de las principales entidades referentes, Cuna de Platero, con una potente inversión, afianzando un modelo de producción y gestión más sostenible y eficiente.

Siempre con un único objetivo, ofrecer un servicio integral al cliente, en una apuesta de mejora continua. “Ahora solo podemos mantener nuestro posicionamiento con calidad y servicio”, sostiene Juan Fco. Báñez, director general de Cuna de Platero, quien cree que la calidad debe ser transversal en la cooperativa, tanto en la fruta como en la atención en los distintos departamentos (facturación, logística, envasado, paletizado…), “todos volcados con el cliente”. Este sistema de trabajo ha ayudado a optimizar las relaciones comerciales con la distribución.

Todo este proyecto se lleva a cabo en un momento en el que la fresa, el principal producto de Cuna de Platero, vuelve a recuperar protagonismo en los mercados, con un aumento progresivo de la demanda. El crecimiento de variedades productivas, precoces y con sabor han ayudado a ello y son las que conforman el reparto varietal de la firma: Rociera con un 50%, Rábida, San Andreas y Fortuna.
Por su parte, el arándano es la otra berry que sigue teniendo mayor margen de crecimiento de superficie hacia variedades más tempranas y larga vida, mirando hoy día hacia mercados potenciales como Europa del Este, países asiáticos u otros mercados. En esta campaña este cultivo se está desarrollando con retraso, aunque la experiencia del año pasado hace a los productores estar más preparados para afrontar los retos.

Sostenibilidad

El sector está apostando por prácticas responsables de respeto medioambiental. En el caso de Cuna de Platero, su proceso de digitalización la ha llevado a optimizar el consumo de energía en su central, acompañado de otras acciones de política de ahorro como cortinas de aire en las cámaras de frío. El agua es uno de los recursos con los que más sensibilizado está el sector y para el que ha desarrollado más avances en su gestión para el riego. Sistemas de riego por goteo, sondas de humedad, indicadores de PH… han ayudado a optimizarla. Además, en Cuna de Platero están buscando nuevas alternativas de embalaje mientras reducen el gramaje del plástico RPET (reciclado y reciclable) de sus tarrinas. “Para ser sostenibles, en el sector debe aplicarse todo lo que sea viable, por principios y para garantizar nuestro futuro”.

Etiquetas

Te puede interesar

Deja un comentario

Tu dirección de email no será publicada. Los campos requeridos están marcados con *