Castilla-La Mancha recupera su producción de melocotón amarillo

Según las previsiones, la región superará las 39.000 Tn de esta fruta, un 20% más que el año pasado.

fruta de hueso

Cooperativas Agroalimentarias Castilla-La Mancha prevé una producción de 55.171 toneladas de frutas de hueso en la región, lo que supone un incremento del 6,51 por ciento más respecto a la pasada campaña en que se obtuvieron 51.799 toneladas.

En un comunicado, Cooperativas estima que casi todas las frutas de hueso aumentarán su producción, aunque destaca en valor absoluto el incremento en melocotón amarillo que pasa de 32.400 toneladas a 39.000 en esta campaña (un 20,40 % más).

Otras frutas de hueso de reciente cultivo en la región como el paraguayo, nectarina o melocotón también experimentan un importante aumento, no tanto en valor absoluto pero sí en porcentaje, como el paraguayo, que pasa de 730 a 2.000 toneladas (un 174 % más); la nectarina, de 400 toneladas a 1.000 (un 150 % más), y el melocotón, que pasará de 5 a 15 toneladas (un 200 % más).

Sin embargo, el albaricoque disminuirá considerablemente su producción, ya que la pasada campaña se saldó con 16.994 toneladas y la previsión para 2017 es de 10.856 toneladas, lo que supone un descenso del 36,12 %.

Esta importante reducción se debe principalmente a las heladas primaverales y a que en el momento de la floración se registraron más de 30 grados y lluvias que dificultaron su cuajado, según ha explicado el técnico sectorial de Cooperativas, Jesús Ángel Peñaranda.

Entre los aspectos destacados de esta campaña, Peñaranda ha señalado que “la variedad de albaricoque búlida sigue siendo la más demandada, tanto para pulpa como para crema y mitades; mientras que para fresco, año tras año se va incrementando la cantidad, tanto en el mercado nacional como en el exterior, además del aumento de la demanda de albaricoque ecológico”.

Asimismo, se constata el estancamiento de la superficie plantada en la región de albaricoque y melocotón amarillo, ya que en el caso del albaricoque se están sustituyendo las plantaciones viejas de variedad búlida (destinadas fundamentalmente a industria) por otras variedades de chapa roja (destinadas a fresco).

Respecto al melocotón amarillo, Albacete concentra el 95 por ciento del cultivo de la variedad pavía en Castilla-La Mancha, y sus comarcas de Hellín y Tobarra son unas de las principales zonas productoras de España.

“La calidad excelente que se prevé es un denominador común en todas las variedades, lo que, sin duda, repercutirá en las ventas del producto”, ha subrayado el técnico

Deja un comentario