El sector ha retirado 1.700.000 kg de pepino esta campaña

Era un compromiso del Ministerio de Agricultura, Pesca y Alimentación y ayer arrancó la labor del Grupo de Trabajo creado para analizar junto a los representantes del sector agrario la situación de los mercados agrarios y, en este caso, la crisis de precios que ha afectado al pepino durante las últimas semanas.

pepino

La reunión, celebrada en la Subdelegación del Gobierno, fue presidida por la directora general de Producciones y Mercados Agrarios, Esperanza Orellana, y asistieron las organizaciones profesionales agrarias Coag, Upa y Asaja, Cooperativas Agroalimentarias, La Federación Española de Asociaciones de Productores Exportadores de Frutas y Hortalizas (FEPEX) y la Organización Interprofesional Española de Frutas y Hortalizas, Hortiespaña.

Caso pepino 
Aunque los análisis afectan al conjunto de productos, el debate de ayer se centró en la profunda crisis de precios que ha sufrido el pepino durante el último mes, con cotizaciones muy por debajo de los costes de producción.

Esa crisis ha obligado a activar los mecanismos destinados a corregir situaciones de este tipo, particularmente la retirada de producto. Esperanza Orellana explicaba que en lo que va de campaña se han retirado 1.700.000 kilos de pepino, de los que cerca de 800.000 se sacaron del mercado en el último tercio del mes de diciembre pasado.

La climatología 
La directora general de Producciones y Mercados Agrarios sostiene que las bajas cotizaciones se han debido, sobre todo, a la climatología, con un retraso en la llegada del frío que generó un exceso de producción y un rendimiento muy elevado que ha obligado a la reducción de los precios.

Se ha dado la circunstancia de que la reunión del Grupo de Trabajo de hortalizas se produce cuando el invierno se está dejando notar y en los últimos días el descenso de los termómetros ha propiciado un repunte importante en el precio medio del pepino, en clara senda creciente.

Planificación 
Parece claro que una de las conclusiones de la Mesa de Trabajo que se citó ayer en Almería es que, cuestiones meteorológicas aparte, por imprevisibles, es necesario apostar por una mayor planificación de los cultivos y de sus fechas para evitar puntas de producción y de exceso de producto en los mercados que suelen tener como consecuencia directa la caída de cotizaciones.

Orellana no desdeña la aplicación de las medidas de crisis de las que dispone el sector para momentos de pérdida de valor del producto, pero insiste en que lo mejor es una buena planificación.

Más organización 
Para Esperanza Orellana sería más eficaz acudir a medidas estructurales de organización en el sector hortofrutícola que las coyunturales que se pueden adoptar para las situaciones de crisis.

Y una de las medidas que más pueden contribuir a dar estabilidad a precios y mercados es la incorporación de los agricultores a las OPFH (Organizaciones de Productores de Frutas y Hortalizas). En Almería el porcentaje de agricultores adscritos a este tipo de organizaciones es aún bajo lo que limita el acceso a ayudas e impide que se pueda producir una auténtica planificación de las campañas, de cultivos y de fechas de producción.

“Es importante que los agricultores se conciencien de las ventajas de estar en OPFH y se den cuenta que fuera de ellas “hace mucho frío”.

Fuente: La voz de ALmería

Deja un comentario