La diferencia de precio en la lechuga alcanza el 1.088%

La organización agraria COAG presenta el IPOD de enero 2016, en el que también destacan el brócoli y los cítricos.

La Coordinadora de Organizaciones de Agricultores y Ganaderos (COAG) ya ha publicado el Índice de Precios en Origen y Destino de los Alimentos, un indicador que muestra las diferencias de precio existentes entre lo que se paga por los alimentos a los productores y lo que los consumidores pagan de media en el mercado.

El IPOD de enero 2016 ha obtenido un índice general de un 4’33%, 22 décimas menos que en el mes de diciembre, con ello se rompe la tendencia al alza experimentada durante los meses de octubre, noviembre y diciembre en relación al incremento de la diferencia de precios en origen y destino de los alimentos. En el indicador presentado, lo más destacado es la diferencia de precio en la lechuga, que alcanza el 1.088%, recordemos que en el IPOD de diciembre de 2015 la diferencia porcentual alcanzaba el 708%.

En origen el kilo de lechugas se cotizó a 0’08 euros, 4 céntimos menos que en el mes de diciembre, en el mercado el precio medio se redujo 2 céntimos situándose en 0’95 euros/kilo. Los consumidores han pagado 11’88 veces el valor de las lechugas en el campo.

Destacado en segundo lugar aparece el brócoli, alimento cuya diferencia porcentual en el mes de diciembre alcanzó el 921%. La diferencia se ha reducido hasta el 719%, en el campo se cotizó el kilo de brócoli a 0’21 euros, 2 céntimos más que en diciembre, en el mercado los consumidores pagaron por el kilo de brócoli una media de 1’72 euros/kilo, lo que supone una bajada de 22 céntimos. A pesar de la reducción, se ha pagado 8’19 veces el valor del producto en origen y sigue siendo una diferencia elevada.

En tercer lugar en este ranking de las diferencias de precio encontramos a las mandarinas; en origen se cotizaron a 0’27 euros, un céntimo menos que en el mes de diciembre. En el mercado, los consumidores pagaron una media de 1’87 euros, 6 céntimos más que en diciembre, lo que delata que los intermediarios han incrementado el margen de beneficios sabiendo que la temporada estaba próxima a concluir. La diferencia porcentual en las mandarinas se estableció en un 593%, 47 décimas más que en el anterior indicador, lo que indica que los consumidores han pagado 6’93 veces el valor de las mandarinas en el campo.

Este año los cítricos no han sido los protagonistas principales en este ranking de las diferencias de precio que facilita COAG, mientras que en años anteriores las diferencias han sido mayores, llegando incluso hasta el 2.500%, siendo naranjas y mandarinas las más destacadas del indicador. Sorprende ver que las naranjas se encuentren por debajo de la barrera del 500% de diferencia, lo que indica que los precios son razonables para productores y consumidores.

El último alimento destacado en el Índice de Precios en Origen y Destino de los Alimentos de enero son los tomates de ensalada. En el campo han experimentado una bajada de precio significativa, pasando de 0’46 a 0’34 euros por kilo, mientras que los consumidores han pagado en el mercado una media de 2’12 euros por kilo, 3 céntimos menos que en el mes de diciembre, por lo que la reducción del precio en el campo apenas se ha trasladado al consumidor. La diferencia porcentual origen/destino ha pasado del 367% al 524%, lo que indica que se ha pagado en el mercado 6’24 veces el valor del tomate en origen.

Fuente: Gastronomia y Cia.

Deja un comentario