Candonga, Sabrina y Primoris, variedades claves en este final de campaña

En esta recta final de campaña, cuando ya se ha recolectado casi el 80% de la producción, son las variedades Candonga, Sabrina o Primoris las que muestran un mejor comportamiento, con precios al alza en mercados como el alemán o francés.

Llegado el mes de mayo la campaña de la fresa se encuentra en la recta final. El porcentaje de fruta cosechado se sitúa cercano al 80%. Aquellas comercializadoras más especializadas en fresa prevén que aún se prolongue la campaña de recolección a lo largo de este mes, mientras que por el contrario, las comercializadoras que compaginan la fresa con otros frutos rojos han empezado a derivar progresivamente la mano de obra a la recolección de esos esos otros frutos para los que queda aun más recorrido de campaña.

Tras el aumento del volumen cosechado en el mes de abril, cuando aún se obtenían frutos de buen tamaño, la producción de fresa decrece paulatinamente cada semana pues las plantas muestran su agotamiento produciendo frutos de menor tamaño. A ello se une la retirada de la producción de parcelas con variedades tempranas como Fortuna, Splendor, Ventana, Benicia o San Andrea, y ahora son Candonga, Sabrina o Primoris las variedades que predominan.

Además las lluvias de la semana 16 dejaron humedad en el ambiente y suelos encharcados que han favorecido el desarrollo de hongos. Al ser complicado su tratamiento muchas veces se opta por no hacerlo y tirar la fruta directamente, contribuyendo a mermar aún más la cosecha viable.

En consecuencia, ante la bajada de la oferta, el precio percibido por el agricultor en esta semana continúa tendiendo al alza y se sitúa cercano a los 0,88 €/kg.

A pesar de la presencia de fresa de otros países europeos en los mercados internacionales, en estos momentos el principal temor de las comercializadoras no es su competencia si no los problemas que puedan aparecer relacionados con la calidad a consecuencia de la aparición de hongos, ya que en ocasiones estos no se hacen visibles hasta que la fruta llega al lugar de destino, pasados 2 ó 3 días después de la recolección.

COMERCIALIZACIÓN EN DESTINO

La presencia de fresa española es ya superada por la fresa de otras zonas europeas. En esta semana el precio medio en mercados mayoristas de Alemania se sitúa en 1,86 €/kg, según datos del Ministerio Federal de Agricultura y Alimentación de Alemania, un 33% por encima de la semana 18 de 2014.

Según los datos publicados por el Ministerio de Economía y Competitividad, el precio de la fresa comercializada en envases de 250 gramos (habituales para la exportación) originaria de España, en esta última semana ha mejorado un 12% en el mercado de París respecto a la semana anterior, cotizando a 1,80 €/kg. En el mercado de Londres se mantienen los precios de la fresa española envasada en formato de 250 gr.

foto 2 copia

 

Deja un comentario