El sector hortofrutícola español se fija en Canadá como destino exportador

El reciente Acuerdo Económico y Comercial Global (CETA en sus siglas en inglés) entre la Unión Europea y Canadá podrá beneficiar enormemente al sector hortofrutícola españo

Con más de 36 millones de habitantes y un PIB per cápita de 43.594 USD, Canadá siempre ha sido un mercado atractivo para los productos españoles, entre ellos, para la producción local de frutas y hortalizas. Por todo ello, el reciente Acuerdo Económico y Comercial Global (CETA en sus siglas en inglés) entre la Unión Europea y Canadá podrá beneficiar enormemente al sector hortofrutícola español. Tras siete años de negociaciones, la aprobación de este acuerdo ofrece nuevas oportunidades a agricultores y productores de alimentos, “protegiendo plenamente las sensibilidades de Europa”, según afirmó la Comisión Europea en un comunicado emitido el pasado 30 de octubre.

El acuerdo CETA prevé beneficiar tanto a exportadores de empresas grandes y pequeñas europeas y canadienses, como a los consumidores. El impulso del comercio se llevará a cabo mediante la eliminación de casi todos los aranceles clásicamente impuestos sobre las frutas y verduras. Europa podrá exportar a Canadá sin pagar derechos casi el 92% de sus productos agrícolas y alimentarios. “Como canadienses estaremos encantados de tener más empresas y productos agroalimentarios españoles en Canadá”, ha declarado a FRUIT LOGISTICA Karen Kennedy, Consejera Comercial de la Embajada de España en Canadá. “Gracias al CETA los impuestos entre el Canadá y la Unión Europea de la mayoría de los productos, van a bajar hasta el 0% inmediatamente”, expone Richie Santosdiaz, experto de comercio internacional. Las exportaciones comunitarias de hortalizas y frutas al país americano alcanzaron en el año 2015 las 78.673 toneladas por un valor aproximado de 95 millones de euros, siendo los tomates, cebollas, ajos, cítricos o manzanas los principales productos enviados, según datos de Eurostat, la Oficina Estadística Europea.

Los intercambios realizados desde España se caracterizan por una creciente diversidad de frutas y verduras según explica Fepex, la Federación Española de Asociaciones de Productores Exportadores de Frutas y Hortalizas. El impacto positivo que este acuerdo tendrá sobre el sector, consecuencia de la eliminación de aranceles, impulsará con creces las exportaciones hortofrutícolas españolas. El acceso al mercado canadiense supondrá para Europa comercializar con un país en el que “la industria de frutas y verduras tiene valor”, explica Santosdiaz.

“Vicasol viene exportando a Canadá desde hace más de 15 años. Los productos exportados han sido tomates, pepinos y pimientos tanto en como producción convencional como ecológica. Nuestros productos siempre han tenido buena acogida entre los consumidores canadienses por tratarse de unos productos de gran calidad. El principal problema que nos hemos encontrado siempre han sido los grandes aranceles fijados a nuestras hortalizas”, valora José Manuel Fernández Archilla, gerente de Vicasol. “Para nosotros es una excelente noticia la firma de este acuerdo y la consiguiente desaparición de los aranceles que gravan nuestras exportaciones. Con toda seguridad que nuestros envíos a este gran país van a aumentar significativamente lo que beneficiará a nuestros agricultores y, por supuesto, a los consumidores canadienses”, vaticina.

Para poner en marcha el acuerdo el Comisario de Agricultura en Europa, Phil Hogan, presidirá la delegación comercial de la UE que visitará Canadá entre el 30 de abril y el 3 de mayo. El objetivo de esta visita será el de impulsar el comercio y las exportaciones comunitarias, ahora que el acuerdo comercial ha entrado en vigor. La delegación del comisario contará con representantes de los principales sectores agroalimentarios de la Unión.

Además de la creación de nuevas oportunidades de exportación, el acuerdo CETA evitará la repetición de ensayos de determinados productos en ambas regiones, reduciendo así los costes de la transacción, y protegerá los productos alimentarios y bebidas con IGP o DO frente a las copias. Se protegerán más de 140 productos y, aunque el listado cuente con 27 españoles, no se recoge ninguna fruta o verdura en particular. Canadá sí reconocerá como marca de la UE los productos etiquetados como Cítricos Valencianos, pero se permitirá continuar vendiendo marcas canadienses, bajo la denominación “Valencia Orange”.

Todas estas medidas facilitarán el intercambio comercial entre Europa y Canadá y favorecerán, sobre todo, las relaciones entre agricultores, productores y consumidores. La entrada en vigor del esperado acuerdo ayudará a la exportación e importación de frutas y hortalizas, a ambos lados del Atlántico.

En la próxima edición de FRUIT LOGISTICA, que se celebrará entre los días 7 y 9 de febrero en Berlín, se darán cita los principales actores del comercio internacional de producto fresco de todos los países que se acogen al acuerdo transatlántico.

Deja un comentario