Una plataforma que integra todas las tecnologías de riego

Un proyecto pretende integrar todas las tecnologías para que un sistema automatizado de toma de decisiones maneje el día a día de las instalaciones de riego.

riego

La plataforma web IRRIX de supervisión y control automatizado del riego desarrollada por el IRTA, instituto de investigación de la Generalitat de Catalunya, se viene aplicando en varias parcelas de Lleida, Badajoz y Almería dentro de un proyecto financiado por el Instituto Nacional de Investigación y Tecnología Agraria y Alimentaria (INIA), MINECO, y Fondos FEDER, fue aprobado en octubre de 2014 y en él participan IRTA, CICYTEX, Universidad de Almería, Lab-Ferrer y la Estación Experimental de Cajamar y está conformado por cuatro subproyectos.

Actualmente existen diversas tecnologías de soporte en el manejo del riego: programadores de riego que automatizan la operación de válvulas, bombas, etc., recomendaciones de riego y las TIC facilitan el uso de sensores y ver la información en cualquier lugar. Hasta hace poco, estas distintas tecnologías habían entrado en el mercado independientemente unas de otras y su uso combinado era poco ágil.

Este proyecto pretende integrar todas las tecnologías para que un sistema automatizado de toma de decisiones maneje el día a día de las instalaciones de riego de forma que maximice la productividad del sistema de cultivo y la calidad de sus productos y minimice los impactos medioambientales. Para ello se está utilizando IRRIX, que es una aplicación no comercial instalada en la nube, que se encarga de recoger datos de sensores que miden la humedad del suelo y condiciones climáticas, procesarlos y elaborar cada día nuevas recomendaciones de riego que envía a los autómatas para que éstos las ejecuten sin intervención de ningún operario. Durante dos años se han realizado ensayos en diversas parcelas experimentales situadas en distintas comunidades autónomas. El ensayo incluye tomate en invernadero (Almería), manzano (Lleida), almendro (Lleida), ciruelo (Badajoz) y olivo (Badajoz). En todos estos cultivos se configura una planificación del riego antes de iniciar la campaña, en la que se integran todos aquellos aspectos agronómicos de interés particulares del cultivo o del enfoque comercial (p. ej. Estrategias de riego) y a continuación se deja que IRRIX opere de forma autónoma durante toda la campaña. Durante dos ciclos de cultivo de tomate en invernadero y suelo enarenado la aplicación IRRIX ha manejado el riego de forma satisfactoria, adaptándose a la planificación del riego establecida.

Sin embargo, se ha puesto de manifiesto que cuando se usa agua para riego de baja calidad, con un contenido de sales moderado, se produce una acumulación de estas sales en el suelo que puede afectar a las medidas de humedad del suelo realizadas por los sensores. En estas condiciones resulta clave la utilización de sensores robustos y que no se vean afectados por la salinidad. Sin embargo, no se vislumbra que a corto plazo se pueda disponer de tales sensores. En el caso de los cultivos en invernadero, los objetivos de Irrix son: Mejorar el conocimiento de la dinámica del agua, nutrientes y sales del suelo en enarenados para optimizar la instalación y el uso de sensores de automatizar del riego, evaluar la respuesta agronómica y ambiental de ciclos de cultivos representativos a la automatización del riego y evaluar equipos y herramientas de control y seguimiento de la fertirrigación (estado hídrico y concentración de sales).

 

Fuente: Diario de Almería

Deja un comentario