Escribe para buscar

Frutas

Almería extrema las precauciones sanitarias en la manipulación

El sector agrícola de Almería, y más concretamente el dedicado al manipulado y comercialización de frutas y hortalizas ha puesto en marcha medidas importantes ante el avance del coronavirus. Una de las más llamativas, es que a los transportistas se les obliga a permanecer en la cabina del camión y a utilizar mascarilla cuando llegan a los centros a realizar las cargas de género.

Comparte

La Asociación de Cosecheros y Exportadores de Almería (Coexphal) que agrupa a 83 empresas hortofrutícolas y representa el 70% de la exportación y el 65% de la producción hortícola almeriense ha trasladado a todos sus asociados las actuaciones que tiene que llevar a cabo sus trabajadores. Además de los carteles informativos del Ministerio de Sanidad que se han traducido a inglés, francés, árabe ruso y rumano, se insiste a los trabajadores en el lavado de manos.

En el caso de los almacenes de manipulado y envasado como refuerzo se han colocado geles con alcohol y como es habitual en este trabajo, los empleados llevan colocados sus guantes en todo momento. Se presta especial atención a los responsables de cargas y descargas que pueden estar en contacto con transportistas externos, además de las visitas a los que se les analiza su procedencia y se les toma la temperatura para determinar la necesidad de que usen mascarilla.

Como en otras empresas, en las centrales hortofrutícolas se han reforzado las medidas de limpieza de pasadores, tiradores, teclados y aquellos objetos que puedan ser tocados por los trabajadores, con especial atención a la huella dactilar para el control horario. Las comercializadoras también han establecido turnos y habilitado el teletrabajo en los casos posibles, cancelado eventos y marcado la distancia de seguridad entre personas entre 1 y 2 metros.

Fuente: ABC

Etiquetas

Te puede interesar

Deja un comentario

Tu dirección de email no será publicada. Los campos requeridos están marcados con *