Escribe para buscar

Todas

¿Es posible China?

Comparte

Mucho se ha hablado y se habla sobre la posibilidad de exportar melocotón y ciruela a China como una solución a la situación de crisis que vive la fruta de hueso española, con una superproducción ante la cual el Plan Estratégico de Fruta Dulce creado precisamente por los malos resultados de la campaña pasada recomienda, entre otras medidas, el arranque de árboles para poder equilibrar la oferta a la demanda.

Una de las razones de esta crisis ha sido el cierre de las fronteras rusas a los productos europeos, lo que está provocando que esa fruta que antes se exportaba a aquel país ahora se quede en Europa, saturando los mercados, ocasionando en precios bajos y productos sin calidad.
¿Es una solución la exportación a China? Todas las fuentes consultadas por Mercados consideran que China sería una solución a la crisis de la fruta de hueso, pero como dice Oliver Huesmann, de Fruit Consulting, hay primero que tener mayor conocimiento del país y su economía, y nos falta mucha experiencia. Pero el principal escollo que nos encontramos es el propio Protocolo de Exportación aprobado entre España y China, que hace inviable esta comercialización. Los consumidores chinos de fruta de hueso son muy exigentes en cuanto a sabor y maduración, y esta demanda no se puede cumplir, ya que el protocolo exige unos periodos de cuarentena fitosanitaria muy amplios, lo que obliga a cortar en verde. Así es imposible llegar a China con un producto de calidad y con sabor.

Oliver Huesmann, ante esta situación, nos aconseja que hagamos lo que hizo en su momento Australia: cambiar el protocolo, pero, para ello, el sector se debe unir y hacer un frente común para conseguirlo. Pero es esencial conocer el mercado chino de melocotón y ciruela, ya que hablamos de un país que, en 2013, produjo más de 13 millones de Tn de melocotones. Eso sí, para 1.400 millones de personas. Muchos productores piensan que no tenemos demasiadas posibilidades y que serán los chinos los que nos invadan comercialmente a nosotros, pero pensamos que, hasta que llegue ese momento, todavía hay una oportunidad.

Etiquetas

Te puede interesar

Deja un comentario

Tu dirección de email no será publicada. Los campos requeridos están marcados con *