Escribe para buscar

Hortalizas

Juan Marín: «No me creo que haya 12.000 hectáreas de cultivos ilegales»

El presidente de Proexport afirma que sería "gravísimo que se hubiera mirado para otro lado". Además considera que el trasvase cero se va a revertir "sí o sí".

Comparte
Juan Marín

Los agricultores de la Región y las empresas hortofrutícolas comienzan un año cargado de retos y desafíos. Entre ellos, el trasvase cero, la nueva Política Agraria Común que ha de negociarse en Bruselas y la ley del Mar Menor que supone un cambio drástico para el sector regional, como señala Juan Marín, presidente de Proexport. «Son nuevas reglas de producción, muchas e importantes, que obligarán al sector a hacer un gran esfuerzo. Hay cientos de agricultores afectados que tienen que cambiar radicalmente su forma de funcionar».

En la actualidad, Proexport representa a más de 100 empresas agrícolas con cerca de 28.000 empleados. Marín, que lleva al frente desde 2009, sostiene que el compromiso de los agricultores con el Mar Menor es absoluto y que las empresas del sector no están contaminando la laguna. «Todas las empresas afectadas han dicho: yo voy a cumplir con esto».

-Empiezan el año con un trasvase cero que va a complicar mucho la vida a los agricultores.

-Nos la complica mucho. Estamos en un momento muy extremo. El sector agroalimentario no va a dejar que habiendo una ley se incumpla. Es un periodo de posicionamiento y negociaciones territoriales en este país y nos han utilizado como moneda de cambio. Estoy convencido de que a partir de este mes de enero el agua va a volver a su sitio.

-¿Tiene esperanza entonces?

-Tengo esperanza. Se va a revertir sí o sí. Han subido mucho las reservas de agua y ha llovido, afortunadamente. Y hay una ley que se tiene que cumplir. En noviembre hubo una reunión en la Mesa del Agua en la que se decidió ser dialogante con el nuevo gobierno. No buscamos confrontación. Lo que pasa es que lo de diciembre nos ha roto los esquemas.

-¿Y si vuelve a pasar en enero?

-Pues haremos movilizaciones a partir de este mes. Pero estoy convencido de que, por sentido común, por justicia y por ley, no se puede mantener. El sector agroalimentario del Levante entero, no sólo de Murcia, se echará a la calle para exigir que se cumplan las leyes. Ahora mismo se está prevaricando porque hay una ley y se está incumpliendo con la excusa del Mar Menor, que no tiene sentido. Hay una ley que dice que toda el agua sobrante por encima de los 400 hectómetros cúbicos ha de ser trasvasada.

-Esa medida se ha tomado por el deterioro del Mar Menor. ¿Qué responsabilidad tiene la agricultura en estado actual de la laguna?

-La Región de Murcia tiene responsabilidad en el Mar Menor. La agricultura no me atrevo a decir qué parte le corresponde. Habrá contribuido en parte pero a día de hoy te puedo decir que las empresas que nosotros controlamos no están contaminando el Mar Menor. La nueva ley, que es uno de los grandes retos que tenemos para el 2020, va a modificar completamente los hábitos de cultivo que se han tenido tradicionalmente en los últimos 40 años. Estamos haciendo un trabajo importante. Somos muy sensibles. Pero esto no se va a cambiar en seis meses. Ahora mismo no se puede criminalizar al sector. Hay muchos factores. Por ejemplo, los técnicos que consultamos apuntan a que las golas se han ido cegando y no ha habido ese flujo entre mares.

-Los grupos ecologistas aseguran que no es la solución.

-Pero es que lo que dicen los ecologistas no es palabra de Dios.

-Es un punto de vista en pro del medioambiente.

-Parece que lo que dicen los ecologistas prima por encima de todo. Si hablamos de hacer una agricultura totalmente ecológica para los próximos 50 años, vamos a terminar matándonos por los alimentos. El crecimiento de la población, la falta de agua y todo lo que viene lo hacen inviable. El futuro está en ser sostenible medioambiental, social y económicamente. Hay que tenerlo todo en cuenta. Estamos muy polarizados, o eres de Vox o de Podemos. Y no puede ser. Hay científicos que dicen que parte de la solución son las golas. La solución no es cerrar la agricultura.

-¿Se sienten el chivo expiatorio en este tema?

-La agricultura no se puede criminalizar. De una forma gratuita se ha utilizado al sector primario como responsable. Era fácil hacerlo. Al Campo de Cartagena hay que ir y visitarlo, parcela por parcela, y ver los miles de agricultores que hacen su actividad todos los días. Se habla de grandes empresas pero en nuestra asociación solo hay dos participadas por empresas de fuera. La mayoría son agricultores que están trabajando toda la vida. Y lo único que han hecho es lo que les ha dicho el Gobierno regional y el de Madrid: trabajen y generen empleo, abran mercados. Y después de 30 años, ¿vamos a decir que el agricultor y las cooperativas no lo han hecho bien? Tenemos un Mar Menor que es un problemón y hay que echarle la culpa a alguien.

-Una de las principales criticas ha sido que ha crecido en exceso la agricultura en el entorno del Mar Menor.

-Lo que tiene que hacer el Gobierno de la nación, a través de la Confederación Hidrográfica del Segura (CHS), es controlar y corregir, y quien no lo esté haciendo bien, que se le sancione. Nadie se está negando a eso. Durante 30 años no han hecho nada. Y el Gobierno regional, con la nueva ley, que controle que se cumpla a rajatabla.

-¿Y las 12.000 hectáreas de cultivos ilegales?

-Eso personalmente tengo que verlo. No me lo creo.

-Hay un estudio de Anse y la UMU, con  información de satélites de la Nasa y fotografías áreas del Ministerio de Agricultura. Y aseguran que han sido conservadores en sus cálculos.

-Sinceramente, no me lo creo. Si las hay, que lo demuestren y han sido responsables la Administración regional y la de Madrid dejando durante tantos años que ocurra. Están hablando de que hay más de mil hectáreas según la CHS. Sería gravísimo que hubieran 12.000 hectáreas y que se haya mirado para otro lado, tanto los de un color como los del otro. Sería un verdadero disparate. No se puede criminalizar así la agricultura de todo un país. ¿Qué sería del sector agroalimentario? Se está estigmatizando.

-¿Han notado un efecto negativo a nivel de ventas por el tema del Mar Menor? Es algo que se ha comentado bastante.

-Hemos notado preocupación desde 2016 pero como somos gente seria, cuando un cliente te dice algo, le enseñas la documentación que haga falta para dar tranquilidad.

-¿Entonces hay confianza en la agricultura de la Región?

-Hay confianza plena. Estamos haciendo las cosas bien. La situación no ayuda, pero somos empresas serias y llevamos muchos años. Y si alguien lo está haciendo mal, con esa nueva ley que se ejecute y se sancione.

-En redes sociales lanzaron un tuit desde la cuenta de Proexport apoyando las medidas propuestas por Vox para el Mar Menor. 

-Apoyaremos todas aquellas medidas que defiendan los intereses de la agricultura, sean de Vox, del Partido Socialista o del PP. De hecho, en las zonas agrícolas el crecimiento de ese partido es importante.

-Un partido que niega el cambio climático, por ejemplo.

-Es un partido que, como todos, tiene sus cosas positivas y negativas. Ahora mismo ha sido sensible a nuestro sector. Hay cosas en las que podemos estar de acuerdo y otras que no. Yo personalmente no estoy apoyando a nadie, pero aquellas medidas que sean beneficiosas para la agricultura, sí.

Fuente: Murcia Plaza

Etiquetas

Te puede interesar

Deja un comentario

Tu dirección de email no será publicada. Los campos requeridos están marcados con *