Escribe para buscar

El plátano canario gana presencia en Europa. EUROPLÁTANO

Europlátano, el tercer productor de plátano de Canarias, está preparado para aumentar su volumen de exportación con las certificaciones de calidad que demandan los mercados más exigentes.

Comparte
Europlátano

Durante muchos años, el plátano canario se ha refugiado en el mercado peninsular ante la fuerte presión de la banana en Europa tras liberalizarse el mercado. En este tiempo, el consumo de plátano se ha consolidado en la Península, el consumidor conoce sus características, sabor, su origen y su cultivo tradicional. A pesar de que ya prácticamente nos encontramos en un mercado abierto, la mayoría de las familias españolas prefieren el plátano frente a la banana.

Por el contrario, para muchos países europeos el plátano ni existe en sus lineales, solo conocen la cultura de la banana y sus precios inferiores, por lo que este desconocimiento hace que cueste trabajo introducirlo en su cesta de la compra. “Nos toca entonces dar a conocer el producto en estos mercados, hace falta que el consumidor los pruebe y aprenda a diferenciarlos”, señalan desde Europlátano, que desde finales de 2016 comenzó a introducir el plátano de Canarias en Europa. “Empezamos con envíos a Suiza a través de la gran cadena de distribución Coop Suisse y, posteriormente a Francia con Biocoop, con la peculiaridad de que al país vecino solo le servimos producto ecológico”, apuntan.

El crecimiento en kilos ha sido realmente rápido, ya que solo en los ocho primeros meses del año se ha superado la cifra de 2017. Esta evolución ha requerido un gran esfuerzo para toda la organización que ha trabajado durante este periodo para cumplir con las exigencias del mercado europeo.

El objetivo para el próximo año es hacer llegar sus plátanos a otros destinos, así como seguir aumentando las hectáreas dedicadas a plátano ecológico para poder cumplir con la tendencia del mercado. Todo esto sin perder de vista la calidad de la producción como seña de identidad.

Garantía de calidad
Las diferentes marcas de Europlátano, en especial Gabaceras en territorio español y Canary Gold para la exportación, se diferencian en la calidad del producto, su durabilidad y su sabor. Estos rasgos vienen de un cultivo artesanal asesorado por técnicos agrícolas que trabajan por maximizar la calidad de los plátanos, que clasifican por categorías y envasan manual y cuidadosamente para su envío en barco a la Península. Además, al ser la zona de producción más próxima a la Europa occidental, se recolecta en su punto óptimo de maduración y cuenta con una mayor vida útil.

Por todo ello, no es casualidad que Gabaceras lleve en su logo “el sabor de Canarias”, este año ha sido el cuarto año que han sido reconocidos con el sello Sabor del Año por los consumidores, también en la categoría ECO con la línea Gabaceras BIO.

Además, fue la primera organización productora de plátanos de Canarias en obtener el sello de Indicación Geográfica Protegida. Y cuenta con las garantías que proporciona GlobalG.A.P. “Europlátano dispone de la mayor superficie de las islas Canarias certificada con este sello”, sostienen.

Otros sellos que avalan a Europlátano son GRASP, el de Producción Integrada Canaria, y la huella de Carbono de AENOR. Siguiendo esta línea, ahora se han embarcado en conseguir la certificación internacional de seguridad alimenticia IFS (Internacional Food Standar).

Todo con el objetivo de no perder posición frente a la banana y fidelizar a los consumidores exclusivos de plátanos de Canarias.

Etiquetas

Te puede interesar

Deja un comentario

Tu dirección de email no será publicada. Los campos requeridos están marcados con *